Menu Buscar Encuentra tu Salón

Índigo natural

El Índigo es la planta de referencia para las mujeres con pelos castaños y bases oscuras que quieren dar un toque renovado a su melena. Combinado con la Henna, forma tonalidades completamente nuevas en el cabello.

Índigo, una planta llena de beneficios

El Índigo es el segundo pigmento estrella de Botanéa, destinado a ampliar la paleta de color que se obtiene a partir de la Henna. Es adecuado para las mujeres con melenas oscuras que desean cubrir sus canas, o bien, para mujeres que quieren reforzar la intensidad de su castaño.

El beneficio principal de Índigo es el brillo que aporta al cabello. Al ser un pigmento de origen natural, no daña la fibra sino que la preserva, de forma que la protege y, al mismo tiempo, potencia su brillo. Por otro lado, el Índigo es apreciado entre los coloristas por aportar cuerpo y fuerza al cabello. En combinación con la Henna, el Índigo no solo permite obtener tonalidades más oscuras para teñir el cabello. Al unirse, los beneficios de ambas plantas se multiplican hasta conseguir fibras capilares llenas de vida. Es por esto que se trata de un pigmento natural ideal para teñir los cabellos canosos.

¿Cómo se obtiene el Índigo?

Procedente del sur de la India, el Índigo es una planta derivada de la Indigofera Tinctoria. Al igual que la Henna, el Índigo utilizado en Botanéa tiene una procedencia 100% vegetal y es cultivado en la región de Tamil Nadu.

El proceso de obtención del Índigo es semejante al del resto de tintes naturales de Botanéa. Tras la cosecha, se extraen las hojas, se secan y se machacan hasta convertirlas en un polvo. Posteriormente, este polvo de hoja debe pasar por un proceso de purificación que permitirá aprovechar todo el potencial de sus pigmentos.

Tras todo esto, un tinte completamente natural y vegano que proporciona una gama que va del azul al violeta, y que en conjunto con la Henna puede aportar un aspecto completamente nuevo al cabello de cualquier mujer.

¿Cómo teñir el pelo con Índigo?

Aunque sus pigmentos permiten alcanzar tonos entre el azul y el violeta, el Índigo procedente de la planta se utiliza para conseguir castaños oscuros. Este pigmento interviene junto con la Henna en coloraciones del cabello. De las trece recetas que L’Oréal Professionnel propone con Botanéa, está presente en seis. Esto quiere decir que, lejos de ser un tinte no deseado para el cabello, los coloristas profesionales lo aprovechan para obtener matices oscuros que la Henna en estado puro no permite alcanzar.

Para teñir el pelo con Índigo existen dos posibles vías. La primera es teñir el pelo, primero con Henna y después con el pigmento azul, de forma que se matiza la primera base de color. La segunda vía consiste en unificar ambos pigmentos en una misma mezcla, y aplicar todo junto sobre el cabello. Para esta segunda opción es necesario el ojo experto de un colorista. Es él quien mejor puede conocer las proporciones que dan con el tono deseado, evitando así resultados poco estéticos. L’Oréal Professionnel facilita esta tarea adaptando los colores más solicitados por las mujeres al imaginario de Botanéa. Castaño cobrizo claro, cobrizo castaño, castaño medio natural, castaño natural y castaño oscuro natural. Seis recetas en las que el Índigo, como planta que aporta el pigmento, se hace fundamental. Consulta con tu colorista de confianza cuál es la mezcla más adecuada para ti.